post-title Combinar pizza y vino es una opción como otra cualquiera

Combinar pizza y vino es una opción como otra cualquiera

Combinar pizza y vino es una opción como otra cualquiera
#RecetaFácil, Gastronomía , , , , , ,

Pizza y vino. Por supuestísimo que sí. La cerveza –que nos gusta, por cierto- se apoderó de la pizza de manera contundente. Las relacionamos sin querer. Pero el vino encaja perfectamente con este plato que tanto nos gusta.

La pizza es versátil. No asociamos comer juntos pizza y vino porque nos vemos en el sofá con la porción en la mano y una cerveza fresca en la otra disfrutando del partido o una buena película. Pero pensad una cosa: la pizza moderna se desarrolló hacia el siglo XVII en la ciudad de Nápoles, lugar donde existen las primeras referencias documentales acerca de los orígenes de una especie de tarta con tomate. Obviamente, estamos seguros de que aquéllos italianos disfrutaban de la pizza con sus vinos ligeros y refrescantes.

Pensad también que cualquiera de los ingredientes básicos de la pizza (harina, queso, tomate, aceite de oliva,…) se acoplan como piezas de puzzle a un vino tinto. La pizza no es un plato simplón, ahora mismo hay multitud de maneras de elaborarlas y convertirlas en una opción gourmet extraordinaria. Aquí es donde el vino entra de cabeza.

Pizza y vino.

Pizza y vino. Rectoral de Amandi y quattro formaggi

Además de los ingredientes básicos de la pizza, como os hemos dicho antes, ¿quién duda de que el queso y el vino tinto encajan de maravilla? Claro que no. Por eso hemos pensado mucho en vosotros, como siempre, y hemos decidido que para este fin de semana deberíais disfrutar de nuestro Rectoral de Amandi con una pizza cuatro quesos. ¿Quéréis prepararla vosotros mismos? Aquí tenéis una sencilla receta. No, no, que va, gracias a vosotros.

Ingredientes para 4 personas:

  • Para la masa:
    • 600 ml de agua templada
    • 1 kg de harina de fuerza
    • 50 gr de levadura de cerveza
    • 30 gr de sal
    • 6 cucharadas de aceite de oliva virgen extra
    • 2 cucharaditas de azúcar
  • 1 mozzarella
  • Gorgonzola (también podéis usar queso azul o roquefort)
  • Provolone (picante)
  • Queso Parmesano rallado
  • Tomate natural triturado
  • Sal
  • Orégano
  • Aceite de oliva virgen extra

Lo primero que debemos hacer es preparar la masa que servirá de base para nuestra pizza cuatro quesos. Para esto necesitamos mezclar la harina, el agua, la levadura de cerveza, la sal, el aceite y las dos cucharaditas de azúcar.

Amasamos con las manos hasta que quede una masa uniforme. La estiramos y la colocamos sobre la bandeja, encima de un papel especial para horno. Si es la primera vez que hacéis esta masa podéis consultar la receta completa de masa de pizza en este otro post.

Una vez colocada la masa nos metemos de lleno en la colocación de los ingredientes. Primero, para unir la masa con los quesos echamos tres o cuatro cucharadas del tomate natural triturado.

Añadimos una pizca de sal, un chorrito de aceite y esparcimos un poco de orégano. A continuación tenemos que ir colocando los quesos.

Primero, la mozzarella cortada en láminas. Después el provolone picante en trocitos y el parmesano rallado. Finalmente, cortamos en cuadrados el queso gorgonzola y lo colocamos por toda la pizza.

De este último queso os recomiendo que no pongáis demasiado, si no la pizza solo sabrá a gorgonzola y no dejará que el resto de quesos tomen protagonismo.

Ponemos el horno a calentar a 220º y, cuando esté listo, metemos nuestra pizza. Lo importante es que la masa se cocine, ya que los quesos se derretirán a los cinco minutos de estar en el horno.

Bajamos la temperatura a 200º y, después de 15 minutos aproximadamente (dependerá de cada horno), comprobamos que la masa está bien hecha y retiramos nuestra pizza cuatro quesos del horno.

(Fuente de la receta: Recetas para vagos)

1

Comments

  1. Emilio

    Para mi la pizza de quesos es de las mejores. El fin de semana no falla, o la pido para casa o voy a este restaurante italiano https://lamafia.es/ que la hace brutal. Si es allí, la tomamos con vino rosado, si estoy en casa, siempre me preparo un vino tinto para acompañarla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *